sintgamas, artículos
 
Usuario:   Clave:    
   
Escribí lo que quieras:  
 
  Gastronomía| Moda| Mascotas| Industria| Om| Mi lugar| Economía| Política| Humor| Ecología| Turismo| Educación| Inmobiliarias| Sociedad| El mundo| Ocio| Música| Ciencia| Tecnología| Internet| Posicionamiento| Diseño| Deporte| Salud| Letras| Cine| Juegos| Miscelaneas| Cultura| Escultura| Pintura| Clasificados| Televisión| Alternativas| Recetas| Telefonía|  
   
 
 
27 Dejar de amar a una mujer es tanto como odiarla violentamente. Teófilo Gautier   por   Alguna
 
 
DaniloAlberoVergara 7/26/2016 | 12:02:50 a.m.  
 
Hechos polvo: cadáveres, errantes y degollados en la Argentina del siglo XIX
De Adriana Micale y Jaime Correas. Buenos Aires, Olmo Ediciones, 2015.
Tags:
  literatura   escritores argentinos   escritores latinoamericanos   relatos   narrativa   ensayos   literatura latinoamericana   novelas
 

El primer mérito de los relatos de un libro es el de atrapar con sus tramas; que el lector no sepa en qué momento quedó inmerso en el texto, cuando éste se adueñó de su tiempo, con el deslizar de las hojas oficiando de metrónomo en la lectura. En lo personal, ya desde el subtítulo: cadáveres, errantes y degollados en la Argentina del siglo XIX, me ubiqué en el espacio temporal donde empezó a transcurrir mi tempo, la morosidad o aceleración, en la cual avancé a lo largo de las historias.

Con el fluir de las páginas, las catorce narraciones revelarán el mecanismo de relojería y las correspondencias que se articulan y ligan en su desplazamiento temporal. Desde las guerras de la independencia y, por las interpolaciones del lector, hasta el presente, con el eje común de la violencia política y el propósito de borrar -y, en busca de justicia, también recuperar- la memoria de los otros. La otra sensación que me acude es que, transitar el libro ubica al ahora "protagonista lector" en el rol de voyeur de la historia; la escudriña de manera fragmentaria a través del ojo de la cerradura, rellenando lo no visible con imaginación.

En la primera parte, "Cuerpos sin sosiego", Adriana Micale me lleva de la mano, en siete relatos, a la historia de personajes, que prolongaron su exilio o desarraigo después de muertos, hasta el descanso definitivo junto con el reconocimiento que se les negó en vida. Imposible no ver similitudes -inquietantes- en algunos de los textos que remiten del pasado a la historia más reciente y cotidiana; en una suerte, ya que no de Vidas paralelas, de "destinos paralelos". A modo de sinécdoque -y no sólo de los textos de Adriana sino también los de Jaime-, en el relato "Encarnación Ezcurra: La casa de la mazorquera", donde cuenta la historia de la primera residencia de Encarnación Ezcurra y Juan Manuel de Rosas, una prolepsis, casi calcada, del posterior destino del Palacio Unzué, que fue demolido luego de la autoungida "revolución libertadora" y donde actualmente se encuentra la Biblioteca Nacional.

En la segunda parte: "Perder la cabeza", Jaime Correas me sumerge en otra faceta macabra de nuestra historia, la que habla de cuerpos, decapitados, mutilados o desaparecidos -es decir, cercenados de la sociedad, para hacer creer que nunca existieron-.

En este nuevo espacio y en otro registro, más jugado con lo ficcional, cada texto viene precedido por una cita literaria que, además de dar el contexto poético, le permite al autor, como Alicia a través del espejo, pasar del paper del investigador al del narrador de ficciones; o demostrando que todo trabajo de pesquisa histórica, en sentido amplio, también lo es del arte de la ficción, Hayden White da prueba de ello. En este caso Jaime, avanza un paso más en su apuesta y, a propósito, trazarnos paralelos con personajes que escapan cronológicamente al subtitulo del libro: cadáveres, errantes y degollados en la Argentina del siglo XIX. Porque ahora sí, los relatos, a propósito de hechos de violencia ocurridos en el siglo XIX, se encarnan en otros personajes literarios del siglo XX. Y se leen -aunque en clave ficcional- como Vidas paralelas.

De la misma manera que un reloj sin carcasa, estos relatos tienen la magia de mostrarme los antes ocultos movimientos de cuerdas, volantes, áncoras y ruedas dentadas que mueven, las agujas del cronómetro de la historia de la vida cotidiana. Por eso los autores han creado una época para contar la realidad y vivencias de personajes inolvidables. Y, nomás terminar con la lectura de estas páginas, soy consciente de dos cosas: la primera es que, en muchas circunstancias nuestra historia -sobre todo en la que atañe a la vida de los políticos y señores de la guerra-, como en el viejo juego "papel, piedra o tijera", ha sido tan difícil proponerse ganar como perder; también que, muchas veces, aún cuando se gana, se pierde. La segunda, es que, de no haber leído este libro, me habría perdido algo muy valioso.

Licencia Creative Commons
Esta obra está bajo una Licencia Creative Commons Atribución – No Comercial – Sin Obra Derivada 4.0 Internacional.

Holden Caulfield dice que un libro es interesante cuando a uno le dan ganas de conocer al autor para comentarlo y hablar sobre él. Tal el caso de Hechos polvo: cadáveres, errantes y degollados en la Argentina del siglo XIX.

 
Agregar esta página a Mister Wong Compartir
Gripe
San Expedito
  Comentarios: 0      
 
Enviá tu comentario
Para dejar tu comentario debes ser miembro de Sintagmas.
 
 
 
 
 
 
ULTIMAS PUBLICADAS en Mi lugar |
  Cinco conservas exquisitas para saborear en verano
NAF
 
  Cuánto se juega a la lotería de navidad
NAF
 
  Pirdras Blancas
Sociedaccion
 
  Mudanza a piso en Barcelona inesperadamente fácil
Contenidos7
 
  Los sabores de siempre en restaurante Alcalá de Henares
Contenidos7
 
  ¡Por fin nos independizamos!
Contenidos7
 
  Cerrado por reformas
Wombat
 
  Muro, paredón o después
puntoedu
 
  Topografía desconcertante
HeridaAbsurda
 
  Este es Lucas, ayudá a encontrarlo
Gorda
 
  Ya son Maravilla del mundo, las Cataratas de Iguazú
JulioH
 
  La sordera oficial
Wombat
 
  Cascarudos gronchos
Miura
 
  Sintagmas, sitio incontaminado
Gorda
 
  Como terminar algo que aun no a comenzado
maria bello
 
  Candela, una herida abierta
Gorda
 
  Buenos aires bajo la niebla
Primate
 
  Robar un banco y salir impune
Primate
 
  Deportes para el pueblo
JulioH
 
  Servicio doméstico
Rafa*
 
  Como en casa
Primate
 
  Tributo a uruguay
Rafa*
 
  Llamadas comerciales al teléfono
Duck
 
  El abrazo del Oso
andre_laplume
 
  A los perro les encanta jugar
achrafx
 
  Inspirado en las chicas Bond
Claudio
 
  Tragedia en el Teatro Colón
Arcadia
 
  Celebración bicentenario
Claudio
 
  Luz verde para la luz roja
Wombat
 
  Trampa con el fallo de la ley de medios
OjOs
 
 
 
 
TAGS
literatura escritores argentinos escritores latinoamericanos relatos narrativa ensayos literatura latinoamericana novelas
 
 
  Contacto| Términos y condiciones| Anunciar en Sintagmas| Acerca de Sintagmas| Administrar|      
Copyright 2009 y actual de Sintagmas | Todos los derechos reservados